El Niño Triste

Había una vez un niño que cuando no lo dejaban ver televisión se ponía muy triste, no podía hacer sus tareas de Matemáticas, ni de las otras materias, era muy distraído y no le ponía atención a la profe, nunca sabía lo que tenía que hacer y se movía mucho, parecía que estaba en otro mundo.

Por eso los niños no querían jugar con él, pero un día, la profesora viendo este problema llamó a sus papas, entonces la profe le recomendó que lo pusieran a hacer las tareas bien, para que sacara buenas notas.

Sigue leyendo